viernes, 13 de enero de 2017

El manga según Osamu Tezuka


En la actualidad todo el mundo sabe que el manga es uno de los productos más emblemáticos de la cultura japonesa, así como una poderosa industria con gran cantidad de seguidores dentro y fuera del país nipón. Sin embargo, hace más de 80 años, el cómic japonés no era más que un producto local compuesto sobre todo de tiras humorísticas y obras para niños.
¿Qué ocurrió entonces para que se convirtiera en lo que es hoy? Pues, como tantas veces, es necesario un determinado contexto histórico así como un creador revolucionario y genial.
Empecemos por el contexto. El Japón que surgió tras la II Guerra Mundial era un país devastado y controlado por los norteamericanos, con una población deshecha necesitada de entretenimiento. El cine y la televisión eran muy caros de producir y disfrutar, así que la literatura y el cómic, más baratos, se convirtieron en fuente de diversión para una población que necesitaba evadirse. El aumento de la producción de mangas facilitó la contratación de más dibujantes, entre ellos Osamu Tezuka. Este joven mangaka era un enamorado del cómic y la animación occidental, lo que le llevó a la fusión de ambos mundos y gracias a su genialidad lo revolucionó todo.
Empezó enriqueciendo la temática; lo que antes había sido un cómic de esparcimiento, más cercano al humorismo gráfico, con el padre del manga se volvió diferente. Trató temas más dramáticos, abarcó la ciencia ficción, la comedia romántica o adaptó los clásicos. El inquieto mangaka no dejaba de buscar y sorprender con un giro temático diferente en cada nueva obra.
También la estructura narrativa cambia. Tezuka traslada el lenguaje cinematográfico al cómic, dibujando fotograma a fotograma, o mejor dicho, viñeta a viñeta, un movimiento. Es un gran planificador de escenas, consiguiendo, gracias a ese control narrativo, que el espectador pase del dinamismo de una escena de acción a la pausa según exija la narración. De hecho se dice que era más un director de anime que un dibujante, incluso intentó crear una productora para hacer versiones animadas de sus mangas que no tuvo demasiado éxito.
Pero si hay un rasgo característico que le debemos al padre del manga es, sin duda, esos ojos grandes y expresivos de sus personajes, tan alejados de los ojos rasgados de los orientales. Se dice que se inspiró en los personajes del cine de Disney, del que él era tan aficionado. Sin embargo, no deja también de haber una razón práctica para ello. Unos ojos grandes tienen más capacidad de expresión que unos rasgados y él quería dotar a sus personajes precisamente de esa capacidad.

Porque este hombre pequeño, ataviado con su característica boina, tenía sobre todo un gran humanismo, que reflejó en las muchas historias que contó. La pena es que Tezuka murió pronto, con apenas 60 años y todavía muchas ganas de crear y seguir trabajando. Pero a pesar de su falta, el manga ha seguido creciendo en calidad, con otros muchos mangakas hoy plenamente reconocidos que, de una u otra manera, son herederos de este genial creador.



Algunas de sus obras:

AstroBoy

El hombre fantasma

El mundo perdido

El libro de los insectos humanos

Metrópolis

Adolf







Black Jack

Vampire

Los 3 Espaciales

Bajo el aire

Alabaster

Marvelous Melmo

Kimba, el león blanco

La princesa y el caballero








lunes, 19 de diciembre de 2016

Pep Carrió ¿Con qué objeto?



El sábado 19 de noviembre, los participantes del Club de Lectura Juvenil, acompañados por los coordinadores, disfrutaron de una visita guiada de la obra de Pep Carrió que se exponía en el Palacio de Quintanar (Segovia). La exposición lleva por título "¿Con qué objeto?"

Pep Carrió es diseñador gráfico e ilustrador. Su estudio está especializado en el mundo de la edición de libros, realizando el diseño de las cubiertas de obras para editoriales tan conocidas como Alianza, Penguin Books, Taurus, Alfaguara y otras muchas. 

"Pep Carrió, que es diseñador gráfico, no es solo eso: Pep Carrió dibuja infinitos diarios; ilustra libros propios y ajenos; edita libros que no estaban ahí; construye memoria encerrada en objetos soñados; comparte su conocimiento y sus interrogantes en cursos, talleres, blogs. En ese entrelazar de verdades se define una forma de hacer, de comprender el mundo, de comunicarse con sus semejantes."

La exposición que visitamos estaba estructurada en cinco conceptos:



Diarios: en 2007 el autor decidió realizar cada día una ilustración en una agenda con distintas técnicas (collage, dibujo...). Desde ese año ha continuado haciéndolo y en esta muestra pudimos apreciar la evolución en su trazo y en su pensamiento, así como los elementos recurrentes en su imaginario: motivos vegetales, cabezas humanas, el mar...





Objetos: Pep Carrió es un recolector de objetos; todo vale para crear diseños sugerentes y oníricos a partir de elementos cotidianos que pierden su sentido originario al ser unidos a otro objeto con el que nada tiene que ver.









Olvido: vimos cajas de imprenta repletas de fotografías, collages evocadores con imágenes y objetos, piezas de dominó que dan pié a la creación de historias surrealistas...








Restos y máscaras: de sus excursiones por la playa recogiendo maderas de deriva, surgen estas máscaras que serán utilizadas para el libro "Conquistadores en el Nuevo Mundo" junto con el texto de Grassa Toro.






Automático: en unos paneles de gran formato disfrutamos de las ilustraciones que el autor hace "en automático", dibujando sin un propósito, en blanco y negro. Nos contaron que en otras exposiciones habían permitido que los visitantes las rellenaran como enormes mandalas.




Después de la visita, llegó el taller. Descubrimos que la exposición nos había inspirado de tal manera que nos sentimos capaces de imitar el estilo de Carrió y comenzamos a crear como locos, máscaras y más máscaras fueron saliendo de nuestras manos... ¡¡no podíamos parar!!

Aquí os dejamos una pequeña muestra de todo lo que hicimos


 





Una experiencia enriquecedora, gracias a la labor de Gael Zamora Lacasta que nos acompañó en este viaje por la fantasía de Pep Carrió, nos enseñó su obra y nos proporcionó los materiales y las técnicas necesarias para sentirnos creadores por unas horas .


lunes, 12 de diciembre de 2016

Microrrealtos finalistas

Ya conocéis a los ganadores de la V edición de nuestro concurso de microrrelatos "Travesías de tinta". Habéis leído también sus relatos y sabemos que os han gustado. Ahora es el momento de que conozcáis los relatos finalistas de esta edición en las dos categorías. Esperamos que disfrutéis con su lectura.



  • Categoría de 12 a 16 años María Outón Arteaga
Ayuda profesionalmente literaria

"El suceso ha sido extraordinario, eso fue todo lo que ella dijo cuando le preguntaron qué la inspiró.
Había mirado fijamente la pantalla de su ordenador.
Había apostado un libro que era capaz de ganar un concurso de escritura.
Ni ella sabía cómo se había metido en ese embrollo.
Se levantó de la mesa sin hacer mucho ruido (ya le habían amonestado una vez- shh, silencio, esto es una biblioteca), miró por las estanterías, por todas las estanterías, pero no encontró ni una pizca de inspiración.
Un pequeño golpe en su hombro.
Se giró, un hombre mayor y de aspecto de cuento (con un bigote todavía más fantástico) le sonrió.
Le preguntó en que le podía ayudar y ella le susurró (shh, estás en una biblioteca) su problema.
-Bueno, tanto mi amigo Sancho como yo coincidimos en que las ínsulas son un buen tema."

  • Categoría de 17 a 22 años: Clara Ruiz López

 Susurros en el pasillo

“El suceso ha sido extraordinario. Desde luego, nunca había visto nada semejante”  masculló Jorge para sus adentros, irritado.
Aquella mañana, al adentrase en la sección de clásicos, un mar de libros desparramados por el suelo inundó los ojos de Jorge. El joven se acercó tímidamente a la escena del crimen y observó— muy extrañado— que todos ellos pertenecían a Cervantes. Tragó saliva y recogió uno de los libros. Al abrir el grueso volumen, una corriente húmeda traspasó su espalda: el libro estaba repleto de anotaciones.  El miedo a ser culpado injustamente rebasó sus nervios, y sin pensarlo dos veces, decidió recoger todo el estropicio ajeno.
—Esto es una locura ¿Quién lo habrá hecho? —susurró Jorge mientras apilaba los libros caídos— ¿Y por qué están pintarrajeados?
—Bueno, se me ocurrió ajustar mis obras a los tiempos presentes—explicó una voz desconocida a su espalda— .Supongo que fue una ocurrencia errónea.
Jorge saltó sobre su sitio, asustado. Se dio la vuelta  torpemente en busca de un rostro al que acusar, pero lo único que encontró fue una sombra alejándose por el extenso corredor de la biblioteca."

Nuestra enhorabuena a las dos por su magnífico relato




lunes, 5 de diciembre de 2016

"Éramos mentirosos", reseña del Club de Lectura Juvenil



Título: Éramos mentirosos
Autor: E. Lockhart
Editorial: Salamandra
Colección: Blue


Sinopsis de la editorial

Una isla privada. Una ilustre y conocida familia de Nueva Inglaterra. Un grupo de cuatro amigos —los Mentirosos— cuya amistad se vuelve destructiva. Una rebelión. Un accidente. Un secreto. Mentiras y más mentiras. Amor verdadero. Y, por fin, la verdad.

Ésta es la bellísima y terrible historia de una familia perfecta que se sostiene sobre pilares de peligrosa fragilidad. A lo largo del relato se van desvelando las piezas de un rompecabezas que formarán un mosaico de personajes fascinante, donde los prejuicios y el egoísmo son los peores enemigos de la armonía y la felicidad.

La autora

E. Lockhart estudió en Vassar College y se doctoró en Literatura Inglesa en la Universidad de Columbia. Es autora de la exitosa serie «Ruby Oliver» para lectores jóvenes, así como de las novelas Fly on the Wall, Dramarama, Cómo ser malas y The Disreputable History of Frankie Landau-Banks, con la que obtuvo el Printz Award y el Cybils Award a la mejor novela para jóvenes, además de quedar finalista del National Book Award. En 2014 publicó Éramos mentirosos, que fue descrito enseguida como uno de esos libros capaces de renovar el género. Esta obra, que se ha traducido a veintitrés idiomas, fue bestseller de la lista de The New York Times, resultó finalista del Guardian Children’s Fiction Prize y fue elegida novela del verano 2014 por la revista Time. E. Lockhart vive con su familia en Brooklyn.


Nuestra opinión

Es una novela de misterio juvenil. Trata sobre una familia adinerada de Estados Unidos, aparentemente perfecta, que es dueña de una isla donde se reúnen todos los veranos.

La historia está narrada desde el punto de vista de la protagonista, Candance, quien sufre un accidente con quince años que le deja secuelas graves. Después de dos años, Candance regresa para buscar respuestas.

La autora divide el libro en capítulos cortos que se van alargando según se desarrolla la historia. utiliza un lenguaje sencillo y directo; para expresar las emociones de la protagonista usa metáforas exageradas e intercala cuentos infantiles. Los personajes están bien desarrollados y son creíbles. En cuanto al final, es muy inesperado aunque el recurso que utiliza es demasiado conocido.

Aspectos positivos que destacamos: 
  • es realista, tanto la historia como los personajes 
  • fácil de leer
  • la historia está bien construida
  • Uso de cuentos para explicar la situación
  • saltos temporales
  • descripción de los amigos con tres palabras


Es un libro fácil de leer y engancha desde el principio; siempre tienes ganas de más. Por tanto, recomendamos este libro a personas que no  estén acostumbradas a leer porque es sencilla y realista.


lunes, 21 de noviembre de 2016

Universo Expandido de Star Wars




No fue fácil para el joven cineasta George Lucas convencer a los estudios cinematográficos para llevar a cabo su película, La guerra de las galaxias. Episodio IV: Una nueva esperanza (1977). Cuando finalmente los de la 20th Century Fox se arriesgaron, no tomaron demasiado en serio sus exigencias. ¿Qué significaba para ellos el 40% de los ingresos en taquilla, así como los derechos de “merchandising” de una película que probablemente no fuera a ser un éxito?

Tal como todos sabemos, esto supuso para el estudio dejar de ganar mucho dinero que sí, en cambio, obtuvo el avispado de George Lucas. Por suerte para nosotros, su ambición no quedó ahí. Además de proyectar nuevas películas, dado que poseía los derechos de “merchandising”, pensó también en idear un universo paralelo para seguir creando historias sobre Star Wars. Esto es lo que conocemos como universo expandido. En forma de cómics, novelas, series de televisión o juegos, Star Wars creció y creció, dando aún más dinero a George Lucas.

También ha sido una suerte para las bibliotecas, ya que nos ha permitido ofrecer muchas más historias sobre la saga en diferentes formatos. Tantas que ha sido difícil, a veces, seguirle la pista. Por suerte, siempre hay en la red personas que con generosidad han tratado de recoger todo este material.






Tanto juego puede dar este singular universo expandido que, desde hace pocos años, se organiza el Día de lectura de Star Wars. Bibliotecas y librerías destinan un día de octubre para realizar actividades de fomento de la lectura entorno a la saga.
Algunos de vosotros os preguntaréis qué pasa ahora con este universo expandido tras la compra por Disney de los derechos de autor. Pues que la saga seguirá creciendo pero de una forma más ordenada y controlada. Así como hace la Real Academia de la Lengua que limpia, fija y da esplendor, Disney se ha propuesto hacer lo mismo con Star Wars.

¿Qué pasa con todas las historias generadas antes de esto? Pues, simplemente, que algunas han dejado de ser oficiales. Si eres de esos a los  que les importa este tipo de cosas, en este enlace podéis comprobar cómo queda el universo expandido tras la compra de Disney.

Sea como sea, gracias a la perseverancia e imaginación de su creador, podemos disfrutar ahora, y lo seguiremos haciendo, de muchas más historias sobre Star Wars. La biblioteca, sin duda, seguirá siendo un lugar perfecto ello.


lunes, 14 de noviembre de 2016

Nicolás Gonzalo: ganador del V Concurso de Microrrelatos, categoría de 17/22 años


¿Cómo conociste nuestro concurso?
A través de Luisa, que dirige el Club de Lectura.

¿Por qué te gusta escribir microrrelatos?
Generalmente frecuento más el género del relato corto pero hice una excepción en este concurso.


¿Sueles escribir otros géneros literarios, como poesía o novela?
Personalmente opino que mi poesía tiene muchas carencias que aún no he conseguido resolver y respecto al género de la novela carezco del tiempo suficiente y la motivación para escribir una. No obstante, tengo algunos proyectos sin finalizar.


Recomiéndanos un libro que te haya gustado
Si tuviera que realizar una recomendación en frío y siendo como son los tiempos que nos toca vivir, recomendaría 1984, de George Orwell o El árbol de la ciencia, de Pío Baroja. Esta última me ha descubierto un nuevo camino entre la filosofía y la literatura de comienzos de siglo. 


¿Qué otras aficiones tienes?
En el mundo de las artes, suelo disfrutar de sus múltiples ramas. Desde el dibujo hasta la música, pasando por la fotografía, me gusta cualquier tipo de manifestación artística, como ver una buena película y poder expresar aquello que inunda mi mente. Sin embargo, hay quien dice, aunque yo no me lo creo del todo, que destaco en el campo del dibujo y de la música, siendo la guitarra mi instrumento de interpretación. También practico algunos deportes, como natación o artes marciales.


¿Quieres añadir alguna información sobre ti que te apetezca destacar?
Me gustaría dar un ápice de esperanza a aquellos que, como yo, luchan por hacerse hueco en este mundo tan complejo que es la literatura.
Co
mo decían en la famosa película de Ameliè: "Son tiempos difíciles para los soñadores." 



AL ATARDECER


“El suceso ha sido extraordinario…” - No, el suceso va a ser extraordinario – pensó - y cerró el libro que estaba leyendo.

Rápidamente, entornó la puerta para que nadie pudiera verle. Llegaba la hora de cerrar y la tenue luz del atardecer iluminaba al hombre de la limpieza que pasaba la mopa sobre el suelo encerado antes de terminar su jornada.

Escuchó el ruido de la llave al girar en la cerradura. Un silencio sepulcral reinaba a su alrededor. Cuando comprobó que no quedaba nadie en la sala, abrió la persiana y dejó entrar la luz anaranjada que se reflejaba en las tapas relucientes de los libros más nuevos. Apoyó su rostro en el cristal, inadvertido e invisible. Ella caminaba, como cada tarde, al volver a su casa. Él la observaba. Platónicamente, imaginaba su mano con la suya y el andar de sus piernas esbeltas junto a sus pasos. Ella seguía su camino y él apuró la escasa visión que le dejaba ver poco más que su silueta, apretando sus gafas contra el cristal.

Mientras soñaba con aquella chica que durante tanto tiempo había estado observando cada día al atardecer, pensó: “Ahora sí, el suceso ha sido extraordinario”.




lunes, 7 de noviembre de 2016

Alicia Vilches: ganadora del V Concurso de Microrrelatos, categoría de 12/16 años



¿Cómo conociste nuestro concurso?

La verdad es que vi las bases del concurso en la página web escritores.org. Como me parece muy interesante escribir microrrelatos y empezar por una línea predeterminada me parecía un reto, finalmente, me animé a participar.


¿Por qué te gusta escribir microrrelatos?

Me encanta la escritura de microrrelatos porque es una forma muy sintética de expresar una acción, una situación determinada. Tienes que tener la capacidad de transmitir emoción con tan sólo unas pocas líneas.


¿Sueles escribir otros géneros literarios, como poesía o novela?

Por lo general, pequeños relatos, aun no sé si empezaré a escribir alguna obra de más extensión, ya que me gustaría esperar un tiempo hasta forjar un argumento que verdaderamente me anime a tomar ese camino.

Recomiéndanos un libro que te haya gustado

Sinceramente es difícil recomendar uno concreto, pero a libros tales como Las zapatillas de ballet (Noel Streatfeild) o The Story of an African Farm (Olive Schreiner) nunca los olvidaré.


¿Qué otras aficiones tienes?

Dentro de mis aficiones, me gusta muchísimo la música, el dibujo y las ciencias, además de la literatura, por supuesto. Son artes que siempre me ha parecido maravilloso conocer.


AQUELLOS INSTANTES PERDIDOS


El suceso ha sido extraordinario… Ahora recuerdo que aquella misteriosa frase siempre la pronunciaba mi abuela en la pequeña biblioteca. Intentaba en vano que aquel niño que observaba el exterior desde su ventana, despreciando aquel paraje en el que tantas horas habría de pasar, compartiese aunque fuese por un instante su amor por aquellos libros, sonriera aunque fuese con una sonrisa efímera a alguno de los relatos que incluso llegaba a escribir para él.


En esas horas en las cuales aborrecía a mis compañeros enemigos, no estoy seguro si era mi mente la que se negaba a leer o si por el contrario no era más que una ingrata desconsideración la que emanaba del lugar en el que debía de encontrarse mi imaginación extinta. Por tanto, como tampoco podía viajar hacia aquella época ya pasada para descubrirlo, me decidí a reencontrarme, tras años y años de distanciamiento, con el que había sido mi hogar de infancia. Repentinamente, al llegar y observar el abandono, afloraron dos lágrimas arrepentidas de mis ojos, que susurraron más allá de la desolada ventana: “aquellos instantes contigo, ahora sé que aquellos fueron los verdaderos sucesos extraordinarios, abuela”.



lunes, 31 de octubre de 2016

Agenda noviembre





Club de Lectura Juvenil: durante este mes leerán "El castillo ambulante" de Diana Wynne Jones












Club de Lectura en inglés coordinado por el British Council: leerán "We were liars" de E. Lockhart. Se reunirán el 17 de noviembre, de 19.30 a 20.30 h. Si quieres participar en este club debes tener más de 16 años e inscribirte previamente.







Rap y Poesía: todos los sábados de este mes, Nicolás Hervás te enseñará a sacar de tu interior tu alma de rap. Si tienes más de 14 años y te gusta expresarte con libertad, este es tu taller. Inscríbete cuanto antes, las plazas son limitadas.









Taller de Radio, los sábados al las 13.00, con Mario Llorente participa en OndaBiblioteca, la radio donde damos información sobre todo lo que ocurre en la biblioteca: entrevistas, concursos, agenda... Para mayores de 14 años con ganas de divertirse y aprender a manejar micrófonos, mesas mezcladoras y demás artilugios radiofónicos. Quedan muy pocas plazas ¡apúntate ya!









lunes, 24 de octubre de 2016

Ganadores del V Concurso de Microrrelatos Travesías de tinta 2016

Un año más, tenemos que dar las gracias a todos los que han participado en nuestro concurso de microrrelatos. Son muchos los jóvenes que han puesto su ilusión en los textos que nos han enviado y, un año más, tenemos que elegir solo a uno por cada categoría. Para nosotros todos son ganadores porque han hecho un gran esfuerzo para crear sus relatos, para sacar de la nada una historia. No es justo, lo sabemos, nos gustaría poder premiar a muchos más pero el jurado tiene que tomar una decisión y seleccionar aquellos que sobresalen, que destacan entre los demás.

Este año el tribunal ha estado formado por un equipo compuesto por personal de la biblioteca y presidido por Alba Torrego. 



Alba Torrego González (Segovia, 1989) es Licenciada en Filología Hispánica y Graduada en Educación Primaria. Actualmente trabaja como investigadora en la Universidad de Valladolid en el ámbito de la Didáctica de la Lengua y la Literatura en entornos digitales y es coordinadora del proyecto “Objetos de aprendizaje, redes sociales y fomento de la lectura a través de la cultura de la participación”. Ha ganado numerosos premios literarios entre los que destacan el Concurso de Cuento de la Universidad Autónoma de Madrid o el Certamen Literario “María Agustina”. 



RELATO GANADOR DE 12 A 16 AÑOS


Aquellos instantes perdidos de Alicia Vilches Ramírez. El jurado considera que la autora ha sabido crear un texto cumpliendo tanto las pautas de escritura de microrrelatos como las de las bases de nuestro concurso. En unas pocas líneas consigue emocionar al lector y, jugando con la frase del principio, crea una historia entrañable, delicada, cargada de sensibilidad.



RELATO GANADOR DE  17 A 22 AÑOS



Al atardecer de Nicolás Gonzalo Plaza. En esta ocasión, el jurado considera, al igual que con el anterior, que se ajusta perfectamente a las normas de escritura de microrrelatos y a nuestras bases del concurso. Además, se ha valorada el que, a pesar de la brevedad exigida por el género, el autor ha sabido crear un ambiente muy visual, a la vez que mantiene el pulso narrativo, dejando asombrado al lector al finalizar la lectura.





Como finalistas de esta edición:

Categoría de 12 a 16 años: María Outón Arteaga con Ayuda profesionalmente literaria

Categoría de 17 a 22 años: Clara Ruiz López  con Susurros en el pasillo



¡ENHORABUENA!

viernes, 14 de octubre de 2016

Haru



Haru
Flavia Company
Editorial Catedral, 2016


Sinopsis de la editorial
"Cada día es una vida entera" es la frase que acompaña al título en la cubierta del libro, terminando en la contracubierta con "Después de leer la historia de Haru, leerás tu vida de otra manera". Sin duda, dos frases que incitan a su lectura.
"Nunca tires contra nadie; nunca tires para seducir a nadie; nunca tires para ser más que nadie; nunca tires para demostrarte nada a ti misma; el tiro con arco es un estado que se puede compartir". Estas son las palabras que acompañan a Haru desde su entrada en el dojo, donde aprenderá el camino del tiro con arco, hasta el camino vital que hará que lo cuestione todo, lo arriesgue todo y lo pierda todo. Para recibirlo todo.

La autora



Flavia Company nació en Buenos Aires en 1963. Es autora de más de una decena de novelas, de libros de cuentos, de microrrelatos y poesía. Es licenciada en Filología Hispánica, música, traductora, periodista y profesora de escritura.




Nuestro comentario

Lo primero que nos llama la atención en este libro es su presencia: una edición rústica y sencilla, con hojas de corte irregular y una ilustración de cubierta minimalista (por cierto, que nos recuerda mucho la obra de la artista plástica Lucía Loren, Círculo de oxigenación).

El libro está dividido en un prólogo, cuatro partes compuestas por capítulos cortos y un epílogo. A lo largo de la obra presenciaremos la evolución de Haru, desde su ingreso en el dojo a los quince años, hasta su vejez. Para ello, la autora utiliza un narrador que nos va relatando los hechos en un tiempo presente, haciéndonos de este modo partícipes de lo que está viendo. 
Haru ingresa en el dojo para aprender el arte del Kyudo, del arco, pero su ingreso no es voluntario; tras la muerte de la madre, su padre, calígrafo de profesión, la obliga a cumplir su voluntad. Este hecho hace que Haru se rebele contra su padre y la ira se adentre en su corazón. Durante todo su vida, Haru convivirá con ello y todos sus actos se explican por su actitud durante su estancia en el dojo. 

Company nos detalla la vida de Haru centrándose más en los sentimientos que en los hechos. Por ello, todo el relato está escrito con un lenguaje sencillo, muy visual y poético, que trasmite una gran serenidad: El último gong del atardecer suena solitario en medio del silencio del dojo. Es la hora en que el cielo, antes de oscurecerse, permite ver el tono encendido de los crisantemos rosados.

La inquietud de Haru por comprender y comprenderse se observa a través de frases que nos hacen reflexionar acerca de qué es lo realmente importante en la vida: ¿Se da más importancia a lo que creemos haber perdido?, ¿Es la vida un camino hacia la reconciliación?, ¿Será cierto que cuando nos alejamos de lo que nos resulta confortable nos aproximamos a lo que somos de verdad?

Hay que destacar también la crítica que se hace del papel que le toca a la mujer , de sumisión y trabajo, y la necesidad de librarse de todo ello: Tú tienes que ser una mujer libre, hija. La libertad solo te la puede dar el conocimiento. Estudia hasta que tengas la sensación de que no sabes nada...

En Haru, Company hace un relato sobre el crecimiento interior, el camino de la vida en el que se va encontrando dificultades y la manera de sortearlas. A través de la reflexión, Haru sabrá lo que tiene que hacer: ..."hacen lo que tiene que hacer. Está pasando lo que debe pasar. Es sencillo y milagroso a la vez."

Sin duda, una obra para leer y releer, sin prisas por saber el desenlace de la historia, simplemente disfrutando de cada frase.


Círculo de oxigenación de Lucía Loren